Importante triunfo de Atenas en La Banda

Foto: Prensa Atenas

Foto: Prensa Atenas

El Griego jugando intensamente y en gran forma, derrotó a domicilio a Cilclista Olímpico de La Banda por 83 a 74, logrando su tercera victoria en el torneo, la primera de visitante, además de sacarle el invicto a su rival en su cancha y tomarse revancha de la ajustada derrota sufrida en Còrdoba en el arranque de la liga.

En el griego debutaron Lisandro Rasio ( 21:29″ minutos, 4 pts) y Roquez Johnson (8:06″, 4 pts) y los destacados fueron Pete Mickeal, doble figura con 24 pts, 13 rebotes, Walter Baxley 22 puntos (3/4 en triples) y Diego Logrippo con 14 unidades (4/6 en triples). En el local lo fueron Juho Nenonen y Luciano Massarelli, cada uno con 15 puntos y Justin Williams, doble figura con 11 pts, 18 rebotes, 7 tapas. El próximo partido de Atenas será el próximo sábado cuando visite a Instituto, en duelo de cordobeses.

Un parcial de 6 a 0 en favor de Atenas marcaba el inicio del partido, en el cual el griego defendía con mucha intensidad y sumaba una gran efectividad a la hora de atacar, ante un Olímpico que no podía encontrar la forma de romper el cerco defensivo urdido por Miravet. En los primeros cuatro minutos del encuentro, tras un doble de Walter Baxley, el marcador mostraba que el griego ganaba se distanciaba 5/18, que obligó al técnico Fernando Duró a solicitar un minuto para intentar cortar con esta intensidad mostrada por Atenas. Nada de eso sucedió, al contrario, Atenas se escapó 5/23. Diego Guaita viniendo de la banca reemplazando a Williams que prontamente se cargo de faltas, con 5 puntos recortó la diferencia. Se fueron al primer descanso con Atenas al frente 12/29; La clave en este cuarto inicial fue el dominio de los tableros, en gran parte por la labor de Dwayne Jones, obteniendo 8 en los primeros diez minutos, y al aporte de Rasio que debutó con la casaca griega.

Un parcial de 6 a 3 a favor del bandeño al inicio del segundo fragmento, provocaría un minuto de Gustavo Miravet tras el cual se produciría el debut de Roquez Johnson. El local ingresaría en este segundo parcial con mucha intensidad, defendiendo muy bien y forzando perdidas de Atenas. A su vez, el Negro conseguía una buena cantidad de rebotes en el tablero del griego, gracias al poderío físico de Justin Williams, que hacia su aporte en la defensiva con grandes tapones. En esta etapa del encuentro Pete Mickeal se cargaba la ofensiva al hombro y con sus anotaciones lograba reabrir el aro para el griego, que no podía defender con la misma intensidad que en el cuarto inicial. La diferencia a minutos del cierre era de 16, pero un par de acciones defensivas por parte de Olímpico lograron dejar el resultado al final de la primera mitad 36-47 a favor del cordobés.

En los primeros instantes del tercer cuarto y tras muchos minutos, el local recortaba la diferencia a un digito, 38-47, pero aun así se mostraba apurado en sus decisiones ofensivas y no lograba convertir. El griego buscaba a Pete Mickeal en el poste bajo, quien no conseguía convertir gracias a las defensas de Olímpico, que se mantenía a 10 de distancia. A partir de allí, el partido tomaó un ritmo frenético, en el que ambos equipos se mostraban erráticos y pretendían correr la cancha tras obtener los rebotes en el aro propio. Un triple de Baxley, seguido de un doble de Mickeal, volvian a distanciar al griego a 18 puntos. Esta ventaja seria rápidamente estirada a 22 gracias un espectacular doble de Baxley, logrando que el griego entrara al último fragmento ganancioso 49 a 71.

Los diez minutos finales comenzarían con un par de defensas estupendas por parte de Olímpico, producto de espectaculares tapas de Williams; en el otro frente tres triples de Nenonen recortaron la diferencia a solo 13 puntos (60/73) , que luego se redujo a solo 9. Los minutos siguientes estarían estampados por una equivalencia de ambos equipos, en donde Diego Gerbaudo convertiría un triple fundamental que le daría aire a Atenas, poniendo la ventaja en 12. El Negro saldría a presionar en toda la cancha en su intento de remontada, para lo cual el griego le encargaría su ofensiva a quien suele destacar en estas situaciones: Walter Baxley. El escolta fue el encargado de sepultar las esperanzas de los santiagueños, tras convertir un triple de más de siete metros con la marca encima, que establecería una ventaja de 16 con menos de tres minutos en el reloj, para colmo de males, le local se quedo sin Nanonen, al llegar al límite de faltas. En los instantes finales, el local mostraría una baja eficacia de cara al aro, lo que terminaría de consolidar la victoria de Atenas, marcando su primer triunfo fuera de casa, y el tercero en la temporada. En los segundos finales y producto de la impotencia por el mal partido que realizó su equipo, Maximiliano Stanic tendría un encontronazo con Diego Gerbaudo, que llevaría a que ambos fuesen expulsados del encuentro. Un triple final maquillaría el resultado para sellar el resultado 74/83 a favor de Atenas, que comienza a escalar en la tabla de posiciones de la competitiva Conferencia Norte.
Síntesis:

Olímpico (74): Stanic 2, Van Lacke 6, Boccia 8, Williams 11, Nenonen 15 (FI) Massarelli 15, Ferreyra 3, Guaita 5, Cosolito 9. Dt: Duró.

Atenas (83): Labaque 7, Baxley 22, Lo Grippo 14, Mickeal 24, Jones 7 (FI) Gerbaudo 6, Lema 0, Johnson 4, Rasio 4. Dt: Miravet.

Parciales: 1º) 12/29, 2º) 24/18 (36/47), 3º) 13/24 (49/71), 4º) 25/12 (74/83)

Árbitros: Vito – Dinamarca.

Prensa Atenas