Instituto dió una charla sobre Nutrición a sus jugadores

Foto: Prensa Instituto

La Gloria buscando siempre el bienestar de sus jugadores desde los más chicos hasta los más grandes, organizó una charla con el Dr. Guillermo Beccacece reconocido deportólogo y especialista en rehabilitación deportiva sobre la nutrición en los deportistas.-

En uno de los salones del club de Alta Córdoba, jugadores desde la U15 hasta mayores como Gastón Whelan y Miguel Gerlero, se acercaron a escuchar la tan nutrida charla sobre alimentación y bienestar destinada al aprendizaje de la misma para conocer los pro y los contra de nuestra comida.-

“Hay que aprender a comer”, fue una de las frases centrales del Dr. Beccacece al empezar la charla que tuvo una duración de aproximadamente una hora donde jugadores, cuerpo técnico y padres pudieron escuchar atentamente los consejos del médico.-

Hay que alcalinizar la comida para evitar lesiones ya que con una mala alimentación el jugador es más propenso a sufrir lesiones. “El cuerpo es una máquina que tiene que funcionar bien”, comentaba Beccacece.-

También destacó la importancia de los horarios de la comida, haciendo hincapié en el almuerzo que debería ser la más fuerte del día, siempre aportar verduras y dependiendo el día en el que se encuentra el deportista (partido, pre temporada, entrenamiento), tener en cuenta esos horarios para poder seguir bien la dieta.-

“Llega al alto nivel el que tiene más cabeza”, afirmaba el Dr. concientizando en el profesionalismo de los más grandes y generando el mismo en los más chicos. Comer bien, descansar lo suficiente y una buena mentalidad además del entrenamiento son vitales para los jugadores de alto nivel.-

El Doctor dejó un consejo para todos los jugadores: “La alimentación tiene que ser personalizada. Comer frutas, verduras, legumbres, semillas y proteínas de origen animal 3 o 4 veces por semana”.-

Con esto, Instituto sigue a paso firme con las buenas conductas para sus jugadores esperando también generar conciencia que con un cuerpo sano y mente sana, se puede llegar muy lejos.

Sol Avila
Prensa Instituto

Anuncios