La fiesta de Leo fue completa en Mar del Plata

Foto: Prensa Peñarol MdP

En el último partido de Leonardo Gutiérrez, Peñarol se quedó con el clásico ante Quilmes por 77-74 en un partido lleno de condimentos que se definió en los últimos segundos. La carrera del jugador más ganador de la Liga Nacional llegó a su fin con una sonrisa gigante y un nuevo triunfo en el partido más importante de todos.-

El partido empezó con un triple del más ganador de la Liga, pero después, la mitad inicial del primer cuarto la dominó Quilmes con la mano encendida de Eric Flor. Cuando Peñarol pudo ajustar su defensa, le dio la pelota a Juan Manuel Torres y además repartió el goleo para meter un 5-0 y pasar al frente 14-12 a falta de tres y medio. Luego apareció nuevamente Gutiérrez con otra bomba (17-13). De todas maneras, el “Cervecero” lo cerró mejor para igualar en 18.-

El segundo cuarto transcurrió a puro triple. Con uno de Juan Pablo Figueroa pasó al frente el “Milrayitas”, con uno de Luca Vildoza comandó Quilmes, reaccionó el local con uno de Franco Giorgetti, lo empató con otro Diego Cavaco y finalmente Enzo Ruiz le dio la delantera a los visitantes (31-30). Pero Peñarol, cambió la receta y alimentó a Torres que llegó a 12 puntos y dejó a su equipo arriba por 40-38.-

El tercero fue de rachas. Con un 6-0 abrió Peñarol, pero Quilmes le contestó con un 9-0. De todas maneras, el local volvió a marcar su mismo parcial del arranque para volver a comandar (52-46) cuando restaban 4 minutos. Y el “Cervecero” estampó luego un 8-0 (52-54) comandado por Luca Vildoza. Después de un marco de paridad hasta el cierre, fue el elenco de Marcelo Richotti el que volvió a irse arriba gracias a un 6-1 (61-56).-

En el último cuarto hubo clima de final y muchos errores. En ese marco, fue Quilmes el que consiguió una luz de cinco puntos a falta de cinco minutos (69-64) porque pudo atacar mejor y meter un importante 13-3. Allí reaccionó Peñarol de la mano de Figueroa para situarse a solo un punto cuando quedaban 3 minutos (70-71). Dos libres de “Juampi”, le dieron nuevamente la delantera al único tricampeón de la Liga Nacional.-

Al entrar al minuto final llegó un doble de Vildoza y dos libres de Gutiérrez para dejar todo igualado en 74. En el momento de desenlace hubo una gran defensa de Roberto Acuña sobre Ruiz, un triple errado por Leo, una equivocación de Quilmes en ataque y un libre de Steffphon Pettigrew que dejó al “Milrayitas” arriba por 1 con 16 segundos. Intentó Vildoza sin éxito y fue delirio. Como el de tantas noches de clásicos y vueltas olímpicas. Leo, un GANADOR eterno, se fue con una sonrisa, lágrimas en los ojos y el abrazo de su hijo Francisco, quien integró el plantel por primera vez.

Peñarol (77): Juan Pablo Figueroa 16, Steffphon Pettigrew 11, Franco Giorgetti 8, Leonardo Gutiérrez 13 y Juan Manuel Torres 19 (FI). Roberto Acuña 4, Louis Dabney 6, Joaquín Valinotti 0 y Vittorio Fazzini 0. Entrenador: Marcelo Richotti.

Quilmes (74): Luca Vildoza 17, Eric Flor 6, Tracy Robinson 11, Ivory Clark 5 e Iván Basualdo 13 (FI). Ariel Eslava (x) 6, Maximiliano Maciel 3, Enzo Ruiz 10 y Diego Cavaco 3. Entrenador: Javier Bianchelli.

Parciales: 1er. Cuarto: Peñarol 18 – Quilmes 18; 2do. Cuarto:40-38; 3er. Cuarto:61-56; Ultimo Cuarto: 77-74.-
Árbitros: Juan Fernández y Oscar Brítez.
Estadio: Polideportivo Islas Malvinas.-

Prensa Peñarol

Anuncios