Sólido triunfo de Argentina ante Uruguay

Foto: CABB

Argentina arrancó con dudas, pero tuvo un segundo tiempo excelente y superó con absoluta justicia a Uruguay por 92 a 74. De esta manera, sumó su segundo triunfo en el Súper 4 La Caja de Salta. Este lunes, a las 21.10, cierra su ciclo de amistosos ante Brasil.

Desde el comienzo del juego, quedó bien en claro que ambas selecciones ya no iban a especular como en los amistosos pasados. Que en esta recta final de la preparación, la intensidad ya no se negocia. Y por eso, intercambiaron golpes durante todo el primer tiempo en un contexto de absoluta paridad, intensidad y dureza. Argentina trabajó el partido con mejor rotación de balón que el sábado y, sobre todo, más cuidado en las pérdidas. No obstante, terminó recurriendo siempre a las mismas variantes (Laprovittola, Campazzo, Brussino: 24 puntos de los 43 del PT). Uruguay, por su parte, encontró en Granger una verdadera gotera. El flamante fichaje del Baskonia se fue al descanso con 25 tantos y un tremendo 5-6 triples. Eso le permitió a la visita, cerrar el segundo cuarto con la ventaja (47 a 43) aún sin mostrar un gran rendimiento colectivo.

Ya en el complemento se vio la mejor versión argentina de toda la preparación. Hernández apostó a una alineación baja, con doble base y defensa muy compacta que limitó todas las vías de gol celestes, le permitió correr y también tomar mejores tiros. El resultado fue inmediato: parcial de 28 a 12 y máxima de diez, que se estiró de allí en adelante hasta el final del tercero (71 a 59). Hubo un obrero oculto que terminó siendo determinante en el despegue: Gallizzi. El pivote de La Unión de Formosa controló a Batista y tapó todos los agujeros con su entrega habitual y alta disciplina. El resto, lo terminaron de hacer los perimetrales (los mencionados Campazzo, Brussino y Laprovittola) y, por supuesto, Deck, quien ya recuperó el nivel de San Lorenzo (diez puntos y diez rebotes).

La Selección no aflojó ni aún con la ventaja. Mantuvo la defensa bien arriba y en cada oportunidad que se le presentó cobró puntos con la transición. Sacó 19 en el promedio del último chico (78 a 59 a falta de seis minutos) y lo cerró sin fisuras ante un rival ya quebrado (cinco jugadores marcaron diez o más tantos). Sensaciones súper positivas para el equipo después de un debut deslucido con Colombia. Mañana, última prueba antes de la verdad, ante Brasil.

German Beder
Prensa CABB

Anuncios