Cavaliers no dejó que la fiesta de Celtics sea completa

Foto: Interbasquet

En la lluviosa tarde, LeBron James tiró un balde de agua fría a la multitud que alentó a los Celtics en la noche del retiro de la camiseta #34 de Paul Pierce. Sin jugar casi todo el último cuarto, James convirtió 24 puntos con 10 asistencias y ocho rebotes para darle a Cleveland una victoria por 121-99 sobre Boston…

Fue una noche para el olvido de Boston Celtics, desde el punto defensivo James y compañia aprovecharon todas las facilidades que los locales dieron en el cesto propio. El Rey anotó 13 puntos en el primer cuarto y 8 en el segundo cuarto, en un parcial de 13-2 que sirvió para sacar ventajas muy rápido y casi definitorias al termino del tercer cuarto. Los Celtics intentaron acercarse, lo hicieron a 11 puntos (64-55) en el arranque del tercer cuarto, pero no fue suficiente. Los de Cleveland estiraron a una ventaja máxima de 29 puntos cuando promediaba la etapa y el público que colmó el TD Garden comenzó a gritar “Queremos a Paul Pierce”.

Terry Rozier anotó 21 con nueve asistencias y Kyrie Irving anotó 18 contra su antiguo equipo antes de quedarse afuera en el último cuarto cuando el juego ya estaba definido. Los Celtics han perdido tres de los cuatro últimos partidos y quedaron detrás de Toronto en las posiciones por llegar con el uno a la postemporada de la Conferencia Este; los Cavaliers, que han ganado tres partidos consecutivos, están a cinco juegos y medio de Boston.

Los jugadores de Cleveland recientemente llegados convirtieron 17 tantos por el lado de Jordan Clarkson y 12 puntos para George Hill.

La Palabra de Jose Calderón tras el triunfo:

Redacción Interbasquet
Sergio Mamondi – Juan Bertorello
Especial desde Boston – MA

Anuncios