Instituto no pudo en otro cierre ajustado

El Ciclón, que llegó a ganar por 18, tuvo que batallar contra la reacción de Instituto para terminar imponiéndose de forma ajustada por 78-74. La serie está 2-0 para San Lorenzo. Tucker (20 puntos) fue el máximo anotador del ganador, mientras que Whelan firmó 21 para la Gloria.

Foto: Marcelo Figueras / La Liga

El segundo punto de la final de la Liga Nacional comenzaba con todo en el Pando. Con defensas fuertes desde ambos costados, los equipos buscaban la mejor manera de llegar al aro.

Whelan convertía los primeros 5 puntos para la visita mientras que Calfani, Sims y Tucker lo hacían para el local.

La intensidad de San Lorenzo fue clave para marcar el ritmo en el primer episodio, defensivamente se mostró muy sólido y adelante fue encontrando soluciones. Los triples de Tucker (3) y Sims (1) fueron abriendo el camino para una ventaja importante.

Rápidamente el Ciclón sacó 11 de diferencia (16-5) con un aluvión de Dar Tucker (11 puntos). El cuarto terminó 21-15 con una mejora albirroja con los ingresos de Batista y Espinoza.

4-0 hizo el albirrojo para acercarse 21-19 en el comienzo del segundo cuarto mejorando en defensa y haciendo que los primeros puntos del local demoren en llegar. La Gloria logró a base de puntos debajo del aro ponerse a dos (27-25) y se fue al descanso 34-29 con 8 puntos de Batista.

El trámite se igualó durante el segundo cuarto, la efectividad bajó y las defensas pesaron mucho más. No obstante, más allá de que Instituto tomó cierto control del trámite del encuentro, en el goleo la visita cordobesa tampoco pudo descontar demasiado en el tanteador y la historia entró al descanso largo con ventaja para el Ciclón.

Rápidamente el local estiró la ventaja a 14 (43- 29) con un parcial de 9-0 y la Gloria erraba las chances que tenía. 18 puntos de diferencia mantenía el equipo de Garcia y los de Müller no podían acercarse. Ingresaron al último cuarto 60-44.

Más enchufado y exhibiendo todo su repertorio en ataque, dentro del cual sobresalieron variantes como Tucker, Sims, Calfani y Meyinsse, San Lorenzo fue punzante y lastimó a la Gloria con rachas importantes. Los mencionados 18 de diferencia se dieron en dos oportunidades (50-32 y 52-34), con un elenco azulgrana teniendo el control.

El trabajo de Espinoza, Batista y Piñero (triple clave) sirvió para que Instituto recorte distancias a diez rápidamente en el inicio del último capítulo (62-52). Esto teniendo en cuenta otro factor desequilibrante: Gastón Whelan. El base fue el gran conductor de la reacción albirroja y, bien escoltado por González, Instituto consiguió ponerse abajo por la mínima a 3:35 del cierre: 67-66 para San Lorenzo y panorama abierto.

Pero Instituto no pudo resolver las situaciones que tenía y San Lorenzo aprovechó su arsenal ofensivo. Un triple vital de Vildoza frenó la embestida de Instituto, y San Lorenzo se fue acomodando tras ese tiro del base.

Los últimos minutos fueron totalmente intensos, pero entre justamente Vildoza y Calfani (gran trabajo debajo de los aros) la historia terminó inclinándose en favor del dueño de casa. San Lorenzo dio un paso más en estas finales, ajustado y con un 78-74 muy trabajado en el cierre similar al del primer encuentro.

El martes se jugará el tercer punto en el Ángel Sandrin.

Contenido de Interbasquet (Vía Hernan Ouro)
Facundo Piñero

Marcos Mata

Sol Avila – Prensa Instituto

Anuncios